Al final , me lo voy a creer

“No es necesario mostrar bellezas a los ciegos ni decir verdades a los sordos… Basta con no mentir al que te escucha ni decepcionar al que confió en ti. Las palabras conquistan temporalmente, pero los hechos……, esos si nos ganan o nos pierden para siempre”.

 

Cuando comenzó esta andadura, hace año y medio aproximadamente, ni de casualidad se me habría pasado por la cabeza que el simple hecho de contar mi historia fuera a tener la repercusión que tiene a día de hoy.

No voy a ser modesto, aunque en algún caso os lo pueda parecer y trataré de exponer la situación, tal cual la he ido percibiendo; o mejor dicho, tal cual  me la hacéis percibir, porque me alimento de feedbacks, de lo que me vais transmitiendo quienes me seguís.

Hoy escribo esto porque en este último mes, me han sucedido cosas que en cierto modo me están haciendo ver una realidad, que no es la que yo percibo, pero que cada día, se me presenta como mas y mas real, y por tanto, he decidido, aceptar, asumir, y porque no, disfrutar. Esta realidad, no es otra que la referente a la imagen de mí y de lo que hago, y la respuesta , aceptación, o rechazo que tiene por parte de la gente.

Me sigue resultando chocante, o cuanto menos, curioso, que haya tal cantidad de gente que alucine con lo que hago, porque repito, no es falsa modestia, y reitero, que poco a poco voy viendo que igual, no es tan normal como a mi me lo parece, y que lo mismo lo que hago en mi día a día si tiene un plus de valor, que yo, por tenerlo como hábito, no llego a valorar.

Es cierto que ni yo mismo esperaba haber reaccionado al diagnostico como lo hice, y que no es algo pautado, sino que ….ese día cogí la cresta de la ola y ya no me bajé, pero del mismo modo podía haber cogido la ola bajando y haber tragado agua a raudales.

Quizá por una vez en la vida, fui yo quien tomo el toro por los cuernos y decidió que hay cosas con las que no iba a negociar, y menos aun con Mr Parkinson, que entró en mi vida como un elefante en una cacharrería.

Pero hablando de lo que decía al principio, sobre los halagos, ahora , tras días meditando, creo que soy algo mas consciente y empiezo a valorarme, a valorar lo uqe vosotros, los que me seguís, valoráis. Tras días revisando el camino andado, empiezo a a entender y a agradecer el que cuenten conmigo para charlas, conferencias, que incluso gente como la Fundación Caixabank me haya concedido un premio que recogeré el día 30 y del que siento un gran orgullo. Empiezo a ver que igual, si tantos valoráis los kms que hago  y mi tesón por seguir haciendo deporte y promoverlo, igual  no sois conscientes del esfuerzo, del tesón y los ratos complicados que hay detrás al 100%, pero si me demostráis que me entendéis, que valoráis mi esfuerzo y sin duda, sois sun extra de motivación para seguir adelante.

A lo que iba, es que tras las entrevistas en varios medios, analizando la evolución de las redes sociales, viendo los comentarios y todos los proyectos para los que me están llamando, igual si ha llegado el momento de valorarlo yo también, y de hecho lo hago, pero sigo teniendo una duda. Yo lo hago, correcto, escribo, edito video, siempre estoy enfangado en proyectos, corro, monto en bici etc, vosotros lo valoráis, pero no termino de entender, y esto juro por mi hija, que es así, no acabo de ver lo extraordinario de esto.

Yo no quiero , ni pretendo ser un ejemplo de nada, entre otras cosas porque conozco mis virtudes , pero también mis defectos, que son muchos. Simplemente , como he explicado mil veces, soy un tipo sencillo, con una vida normal al que el destino puso del revés, y que decidió no ser conformista y buscar motivaciones que me llevaran a revertir la situación.

Y tuve la suerte de contar con una familia que no tiene precio, una mujer de 10 y estar en puertas de recibir el regalo mas grande que la vida me podía hacer, mi hija Sofía. Y en ellos encontré mi motivación para ser fuerte y positivo.

Y ahora , miro hacía atrás y veo el camino andado y joder, me siento orgulloso, pero creo que soy el mismo chaval que era cuando esto comenzó. Y eso es lo que más me gusta.

Así que termino este post agradeciendo a todos vuestro apoyo, vuestros mensajes, y esos likes, comentarios (buenos y malos) y solo deciros que si yo , un tipo super normal, puedo ser positivo y plantar cara al Parkinson , vosotros también podéis, y si en mi mano está el ayudaros a conseguirlo, contad conmigo y con mi #actitudpositiva.

Un fuerte abrazo a todos, que me voy a entrenar con la bici y con mi padre, que ese si que es un crack!!!

Anuncios

Un comentario en “Al final , me lo voy a creer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s